La sostenibilidad y la seguridad de las personas son elementos clave en la

filosofía de negocio de Proquimia, controlando cualquier impacto potencial sobre

el medio ambiente y la sociedad.

Fieles a estos valores, en Proquimia estamos trabajando desde 2011 en un proceso

de cambio progresivo del etiquetado de nuestros productos, adaptándolos a la

nueva normativa CLP que debe permitir a la industria dar un paso más hacia la protección de la salud humana y el

medio ambiente.

En este documento queremos ofrecerles una visión general del nuevo Reglamento CLP, cómo afectará a nuestros

productos y qué implicación supondrá para nuestros clientes.

CLP es el nuevo Reglamento de clasificación, etiquetado y envasado de sustancias químicas y

mezclas, que sustituye a la actual Directiva de Preparados Peligrosos (DPD), aplicando el SGA

(Sistema Globalmente Armonizado) de las Naciones Unidas, un sistema de alcance mundial para la

clasificación y etiquetado de productos químicos, creado con el objetivo de conseguir una mayor

El CLP supone un cambio en el cálculo del riesgo de los productos, implicando cambios en las

etiquetas y en las Fichas de Seguridad.

uniformidad en el etiquetado de los productos en relación a los peligros que presentan

Se introducen las palabras de advertencia:

> ATENCIÓN para los peligros potenciales menos severos, y

> PELIGRO para los peligros potenciales más severos

Se sustituyen las frases de Riesgo (R) y Seguridad (S) por las Indicaciones de Peligro (H) y Consejos de Prudencia (P)

Etiquetas CLP en el embalaje externo para todos los productos que no estén clasificados para el transporte

Las nuevas reglas para el cálculo de la peligrosidad según el CLP son más estrictas y severas, es por ello que la

clasificación de peligro de los productos podrá ser incrementada o modificada, aunque su formulación siga siendo

Publicado: 9 de Abril de 2015